¿Por qué nos cuesta tanto cumplir los propósitos de Año Nuevo?


Con el inicio del nuevo año nos marcamos una serie de objetivos personales que nos proponemos cumplir en pocos meses pero que, en muchos casos, acaban quedándose por el camino.

 

  •       El equipo de expertos de mediQuo analiza cuales son los propósitos de Año Nuevo más habituales, nos explica donde residen las dificultades de cada uno de ellos y nos ofrece prácticos consejos para conseguirlos.

 

Madrid, 2 de enero de 2019. Como siempre por estas fechas hacemos balance del año transcurrido y de nuestra situación personal. Lo que más suele preocuparnos son nuestro estado físico -que, tras los excesos navideños, se suele resentir aún más- y emocional.

 

Con el inicio del nuevo año, movidos por el espíritu renovador de estas fechas, nos marcamos una serie de objetivos personales que nos proponemos cumplir en pocos meses. Pero ¿qué sucede después?, ¿dónde quedan esas buenas intenciones?, ¿por qué nos cuesta tanto conseguir los propósitos marcados?

 

El equipo de expertos de mediQuo -una app de chat médico 24 horas, los 7 días de la semana–ha analizado cuales son los objetivos de Año Nuevo más habituales y nos explican donde residen las dificultades de cada uno de ellos y nos ofrece prácticos consejos para conseguirlos:

 

Reducir el consumo de azúcares y grasas

Los alimentos procesados son los que contienen más altos niveles de grasas y azúcares, pero están elaborados para ser sabrosos, apetecibles y fáciles de comer. Por ese motivo, suelen ocupar un lugar preminente en nuestra dieta habitual. Sin embargo, un consumo excesivo de estos nutrientes está relacionado con la aparición de complicaciones como el sobrepeso, la diabetes o la hipertensión.

 

Tomando en consideración a este hecho, podemos intensificar nuestra fuerza de voluntad y seguir una serie de consejos para minimizar el consumo de azúcares y grasas en nuestra dieta.

 

Por ello, Sonia Cibrián, especialista en Nutrición de mediQuo, afirma que hay que “escoger alimentos con bajo nivel de lípidos y emplear trucos como eliminar toda la grasa visible de las carnes antes de cocinarlos, preparar los estofados con antelación y retirar la capa de grasa superior que aparece al enfriarse con una cuchara o espátula o emplear formas de cocción que no requieran aceite (plancha, grill, horno, papillote…), para conservar el sabor de los alimentos, pero sin grasas innecesarias”.

 

Respecto a los azúcares, Cibrián, hace especial hincapié en eliminar de nuestras despensas aquellos alimentos ricos en calorías y sustituirlos por refrigerios más saludables. Asimismo, recomienda “tomar de 2 a 3 piezas de fruta al día, evitando aquellas con abundante contenido en azúcar (plátano, uva, higos, chirimoyas…) o utilizar endulzantes alternativos como la miel o la canela, que además tiene propiedades antioxidantes, antibacterianas, antiinflamatorias y laxantes”

 

Practicar ejercicio regularmente

Muchas personas no se ejercitan de forma habitual, solo se plantean hacerlo cuando los kilos de más van subiendo en la báscula. El problema es que la motivación de los seres humanos funciona mediante la recompensa inmediata y los beneficios de la práctica de ejercicio no se aprecian rápidamente. Por eso es importante pensar que el objetivo no es la pérdida de peso sino incorporar el ejercicio físico dentro de nuestra rutina vital y mantener saludable nuestro cuerpo.

 

Según el entrenador personal de mediQuo, David Peinado, es aconsejable iniciar los “entrenamientos suavemente, con un periodo de adaptación de 30-45 días, a lo largo de los cuales se vaya aumentando progresivamente la intensidad de los ejercicios. Lo más importante es que cada persona y cada familia tomen conciencia de que es necesario practicar entre 45 minutos y 1 hora diarias de actividad física y se organicen para lograrlo”

 


Afiliados a
Anterior 10 compras de Zalando que ya están en rebajas y te harán la cuesta de enero mucho más llevadera
Siguiente Global Electronic Discovery Market Size & Shares Through 2018-2023 - Increasing Number of Lawsuits is the Major Drive

Comentarios

Deje un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*