Inicio España El trabajador fluido, un nuevo tipo de empleado difícil de retener en...

El trabajador fluido, un nuevo tipo de empleado difícil de retener en la empresa

25
0
Compartir
Top Ad

«Me he pasado media vida en esta empresa» es una frase que tiene fecha de caducidad. Según un estudio de Randstad, los trabajadores españoles son los europeos que más buscan otro puesto de trabajo. España alcanza el 14% y con ello se sitúa cinco puntos por encima de la media europea (9%). El 27% de los ocupados españoles menores de 25 años busca activamente otro puesto de empleo diferente al actual. Le sigue el grupo de profesionales de entre 25 y 45 años, cuyo 19% busca nuevas oportunidades. «La carrera profesional clásica se está modificando al ritmo de los cambios radicales en las relaciones laborales y las estructuras organizativas y el trabajador está empoderándose. El individuo se convierte en el propio escultor de su carrera profesional y la empresa tiene un papel periférico en este crecimiento», afirma Mihaela Enache, profesora de los Estudios de Economía y Empresa de la Universitat Oberta de Catalunya.

La globalización, los rápidos avances tecnológicos, las presiones competitivas y la reducción de la seguridad laboral han cambiado las trayectorias profesionales. Tradicionalmente, se desarrollaban en una o dos empresas a lo largo de la vida laboral y se producía un progreso lineal con una serie de etapas para ascender en la jerarquía organizativa. «Hoy, muchas de las empresas no pueden ofrecer estabilidad a largo plazo ni carreras progresivas y, como consecuencia, dependen cada vez más del uso de trabajadores fluidos, contratados de modo permanente, pero que abandonan la organización en uno o dos años».

«Los empleados han pasado de intercambiar lealtad y compromiso organizacional por un trabajo a largo plazo o de por vida a contratos psicológicos transaccionales en los cuales los empleados intercambian el rendimiento por el aprendizaje continuo, la flexibilidad y el trabajo en red», añade Enache. Las carreras profesionales son más fluidas, vistas como aventuras en búsqueda del crecimiento personal y de satisfacción.

De hecho, también los expertos en recursos humanos lo admiten. La consultora CareerBuilder encuestó a más de 5.000 personas entre técnicos de recursos humanos y trabajadores y puso de relieve que los primeros, un 55%, dijo haber contratado un job jumper o trabajador fluido y el 45% de los técnicos de personal esperaban que los jóvenes empleados acabados de contratar estuvieran en la compañía menos de dos años.

¿Cómo es el trabajador fluido?

Su trayectoria profesional rebasa los límites de una sola empresa y se caracteriza por una gran movilidad interempresarial con cambios de posiciones frecuentes, sobre todo horizontalmente. «Tienen predisposición a rebasar fronteras, no solamente organizativas, sino también en cuanto a expectativas sociales relacionadas con la progresión vertical o con el equilibrio entre la vida personal y la vida profesional, obtener validación del mercado externo o trabajar en redes», explica Enache.

Según la experta, muestran dos actitudes predominantes: por un lado, la predisposición a guiarse por sus propios valores que representa una brújula interna que orienta al individuo en la definición de su éxito profesional, y por la otra, la autodirección de la carrera profesional. Tienen una actitud proactiva en lo relativo a guiar, gestionar y dirigir su carrera y destino vocacional. Así, la promoción en la jerarquía organizativa no es una cuestión central para estos profesionales, ya que está más relacionada con el éxito objetivo y los factores externos.

Según un artículo publicado en la Harvard Business Review, hay ciertos momentos vitales que llevan a la búsqueda de trabajo. Los aniversarios laborales, ya sea la fecha de unión a la empresa o al puesto de trabajo actual, aumentan la búsqueda de nuevo empleo a un 6% y un 9%, respectivamente. En concreto, los aniversarios cercanos a 40 o 50 años pueden incitar a los empleados a evaluar sus carreras y tomar medidas, y aumentar la búsqueda hasta un 12%.

Los millenials son ansiosos

Los millenials muestran un menor compromiso organizacional y están menos dispuestos a permanecer en la misma organización, en comparación con la generación anterior de trabajadores. Según la Harvard Business Review, los jóvenes de 30 años, de promedio, con más formación y experiencia en empresas internacionales, son ansiosos: abandonan la empresa, de promedio, 28 meses después de ser contratados. Tres cuartas partes enviaron currículos y fueron a entrevistas de trabajo al menos una vez durante su primer año de empleo.

«Para ellos el éxito profesional puede definirse en términos subjetivos de satisfacción con la evolución de la propia carrera; son muy proclives a trabajar para múltiples empleadores para adquirir así una amplia gama de experiencia, competencias y habilidades que puedan reforzar su empleabilidad futura», afirma Enache. «En el futuro, cuando este target de población ocupe las franjas de mayor envergadura , las carreras fluidas continuarán siendo la tónica profesional. Las organizaciones deberán desarrollar estrategias para retener el talento en este context», concluye.


Afiliados a

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.