Inicio Deportes fútbol Condena general por la muerte de un ertzaina en los incidentes de...

Condena general por la muerte de un ertzaina en los incidentes de San Mamés

63
0
Compartir
Top Ad

El ertzaina Inocencio Alonso falleció este jueves en el hospital de Basurto de Bilbao al que había sido trasladado en ambulancia en estado muy grave desde las inmediaciones del campo de San Mamés, donde participaba en el operativo policial previsto para evitar incidentes entre las aficiones del Athletic Club y el Spartak de Moscú. El viceconsejero vasco de Seguridad, Josu Zubiaga, ha explicado que el agente ha sufrido un desvanecimiento, se le ha atendido en una ambulancia y en el camino ha entrado en parada cardiorespiratoria. "No consta, en principio, que haya habido ningún contacto violento, a la espera del análisis forense y de las imágenes de la actuación policial", egún ha señalado en declaraciones a Radio Euskadi.

El ertzaina fallecido, que tenía 51 años y era vecino de Ermua, ha ingresado en el citado centro hospitalario con parada cardiorrespiratoria, previo intento de reanimación durante más de una hora. No presenta ningún tipo de traumatismo, según recoge el parte médico facilitado por el citado hospital. En el marco del dispositivo desplegado en las inmediaciones del estadio San Mamés, cinco personas han sido arrestadas, al menos tres de ellas aficionados rusos, y se ha requisado a aficionados radicales del club bilbaíno puños americanos, porras extensibles, martillos, piedras y algunos otros objetos contundentes que podrían ser utilizados para lanzamientos o agresiones directas.

Además, al menos seis personas han resultado heridas de diversa consideración y han sido trasladadas al hospital de Basurto. Entre ello, un varón que presentaba traumatismo craneoencefálico y herida por scalp en el cráneo, que se ha suturado, aunque, en contra del criterio médico, se ha ido con el alta voluntaria.

Un paciente de nacionalidad rusa con traumatismo craneoencefálico leve permanece en evolución en el hospital. Otro paciente de nacionalidad rusa con un traumatismo en un brazo con factura de olecranon no ha querido ser ingresado y ha sido dado de alta para ser tratado en su país de origen. Asimismo, otros tres pacientes permanecen en Urgencias pendientes de diversas pruebas por traumatismos.

Los heridos se han registrado durante las cargas que han llevado a cabo los agentes de la Policía vasca minutos antes de las ocho de la tarde contra aficionados del Spartak de Moscú que han lanzado bengalas, diversos objetos y han cruzado contenedores en las inmediaciones del estadio bilbaíno de San Mamés, donde se había establecido un importante dispositivo.

PUÑOS AMERICANOS

El viceconsejero vasco de Seguridad, Josu Zubiaga, ha destacado la incautación de puños americanos y de porras extensibles, entre otros objetos, ya que ese tipo de material "no es algo que encuentres en el cajón de casa". En cualquier caso, el consejero ha destacado que la Ertzaintza ha gestionado "muy bien" los incidentes. "Pero tenemos que separar a los aficionados al fútbol de estos ultras violentos, que buscan la violencia gratuita y que la enmascaran en el fútbol o en otro tipo de espectáculos", ha manifestado.

En este sentido, ha apuntado que los ultras violentos rusos iban escoltados y han sido recibidos, con botellas y lanzamientos por otros ultras radicales del Athletic, "que no buscaban disfrutar del fútbol, sino que iban al enfrentamiento". "La responsabilidad no solo está en los ultras rusos. Ha habido mucha responsabilidad en gente de Bilbao", ha denunciado.

LLEVAVA 13 HORAS TRABAJANDO

El ertzaina Inocencio Alonso entró a trabajar a las siete de la mañana en la base de la policía vasca en Iurreta (Bizkaia), por lo que llevaba trece horas trabajando en el momento de sufrir el colapso, según han denunciado hoy los sindicatos de la Ertzaintza. Esan, el sindicato al que pertenecía el agente fallecido, y la central mayoritaria en la Ertzaintza, ERNE, han dado hoy sendas ruedas de prensa en las que han denunciado que muchos de los agentes del dispositivo llevaban catorce horas trabajando seguidas en el momento del comienzo del partido.

El secretario general de Esan, Eneko Urkijo, ha explicado que al ir a efectuar una carga contra miembros de la peña del Athletic Herri Norte, Inocencio Alonso "se sintió mal" y cayó al suelo, donde fue atendido por sus compañeros, entre ellos su hermano, que también trabaja en la unidad móvil de la Ertzaintza.

Urkijo ha señalado que "es mentira" que, como defiende el Gobierno Vasco, en el momento de los incidentes hubiera 500 ertzainas en el dispositivo: "en ese momento estaban 216 miembros de la Brigada Móvil y 150 miembros de Protección Ciudadana"; y ha destacado que hubo 9 ertzainas heridos y cuatro han tenido que coger la baja laboral.

MÉNDEZ DE VIGO:"TENEMOS QUE EXPULSAR A ESOS BÁRBAROS PARA SIEMPRE"

Íñigo Méndez de Vigo, ministro de Educación, Cultura y Deporte, dio el pésame en nombre del Gobierno a la familia, amigos y miembros de la policía autónoma vasca por la muerte anoche en Bilbao del agente Inocencio Alonso en los altercados entre ultras del Spartak de Moscú y Athletic y aseguró que hay que "expulsar a esos bárbaros para siempre".

En la rueda de prensa posterior a la reunión del Consejo de Ministros, Méndez de Vigo comenzó refiriéndose al sentir del Gobierno por el fallecimiento del ertzaina. "Quiero comenzar trasladando en nombre del Gobierno su más sentido pésame a familia y amigos del ertzaina Inocencio Alonso, fallecido durante los disturbios acaecidos junto al estadio San Mamés, un pésame que el Gobierno quiere hacer extensivo a todos los servidores públicos que, como el agente fallecido, trabajan en el cuerpo de la policía autónoma vasca. Su dolor es el nuestro", dijo.

Además, el ministro condenó "enérgicamente unos disturbios que rechazan todos los españoles, especialmente el mundo del fútbol". "Los valores del deporte están en las antípodas de quienes los manchan con el recurso a la violencia. Entre todos, tenemos que expulsar a esos bárbaros para siempre", concluyó.

POLICÍAS Y GUARDIAS PIDEN A LA UEFA MÁS MEDIDAS CONTRA AFICIONADOS VIOLENTOS

Sindicatos de Policía y asociaciones de guardias civiles han condenado hoy la muerte del ertzaina Inocencio Alonso García en los enfrentamientos de ayer en los alrededores del estadio de San Mamés, en Bilbao, y han pedido a la UEFA medidas más contundentes contra aficionados violentos en el fútbol.

Los representantes de los agentes han expresado su consternación por los sucesos acaecidos que provocaron la muerte de un policía en el ejercicio de sus funciones, "salvaguardado la libertad y la seguridad de los ciudadanos". "No se trata de legislar en caliente, pero no se puede mirar hacia otro lado y es necesario promover cambios en el deporte que acaben con esta violencia", ha dicho el portavoz de la Asociación Unificada de Guardias Civiles (AUGC), Juan Fernández.

LA UEFA CONDENA LOS "DEPLORABLES ACTOS DE VIOLENCIA" OCURRIDOS EN BILBAO

La UEFA ha condenado hoy con dureza "los deplorables actos de violencia" ocurridos anoche en Bilbao, entre aficionados del Athletic y el Spartak de Moscú. "Antes de proceder al sorteo tenemos que hablar de los hechos de violencia registrados anoche en Bilbao, deplorables actos de violencia y condenarlos", ha señalado el director de comunicaciones de la UEFA, Pedro Pinto.

Por su parte, la Federación Española de Fútbol (RFEF) ha convocado una jornada de trabajo el próximo miércoles día 28 en la Ciudad del Fútbol de Las Rozas, para estudiar y analizar las posibles medidas a tomar contra los amaños y los actos violentos en el fútbol, después de los incidentes ocurridos añoche en Bilbao en los que falleció un agente de la Ertzaintza durante los enfrentamientos entre aficionados del Athletic y el Spartak de Moscú.

Según informó la RFEF, la jornada se organizará por iniciativa del presidente de la Comisión Gestora de la RFEF, Juan Luis Larrea, y a la misma están convocadas el presidente del Consejo Superior de Deportes (CSD), José Ramón Lete, y sus homólogos en LaLiga y la Asociación de Futbolistas Españoles (AFE), Javier Tebas y David Aganzo, respectivamente.