Inicio Zine Varios 2 sociedad Centenares de miles de mujeres salen a las calles de las ciudades...

Centenares de miles de mujeres salen a las calles de las ciudades españolas

147
0
Compartir
Top Ad

Centenares de miles de mujeres han salido a las calles de las ciudades españolas como colofón a una jornada reivindicativa coincidiendo con el Día Internacional de la Mujer y bajo lemas como "Paramos para cambiarlo todo" o "Si nosotras paramos, se para el mundo". En Madrid, acaba de arrancar una gran manifestación que colapsa ya desde hace más de una hora todo el centro de la ciudad y cuya cabecera se ha visto desplazada de Atocha a la plaza de Cánovas del Castillo por la gran afluencia de público.

En la marcha están socialistas como Pedro Sánchez, Cristina Narbona o Carmen Calvo portando una pancarta de los socialistas madrileños en la que se puede leer "Siempre contra el machismo", además de dirigentes de Podemos, como Lorena Ruiz Huerta, y de Ciudadanos, Begoña Villacís, y personajes del mundo de la cultura como la cantante y actriz Ana Belén.

CC.OO acaba de elevar la participación en la jornada de paros a los 6 millones de mujeres.

PARA LA HISTORIA DE "ESPAÑA"

Una de las voceras de Comisión 8M, Inés Gutiérrez, ha destacado que esta huelga feminista "forma parte ya de la historia de este país" y ha asegurado que se va a recordar "de generación en generación" y que su éxito dependerá de hacer posibles "todas estas demandas". La también vocera de la Comisión, Julia Santos, ha honrado a "todas las mujeres" que ya han "comenzado a imaginar un mundo en que la igualdad entre hombres y mujeres está cada vez más cerca". "Hoy parábamos para cambiarlo todo y lo hemos hecho realidad", ha asegurado.

"Lo más importante es que hemos abierto un debate social que ha trascendido todos los márgenes que nos habíamos puesto", ha añadido la también vocera Viviana Dipp, quien ha incidido en que esto, en toda España, "es un grito común, un discurso común" dirigido a "Estados, gobiernos y sociedad, y por supuesto a los hombres".

También las portavoces de los dos principales sindicatos, CCOO y UGT, han calificado de "éxito" la convocatoria de huelga feminista de este jueves 8 de marzo, Día Internacional de la Mujer.

"Desde la Unión General trabajadores, consideramos que esta huelga ya ha sido un éxito porque se han puesto encima de la mesa unas cuestiones que hacía muchos años que no se hablaban", ha afirmado a Europa Press la vicesecretaria general de UGT, Cristina Antoñanzas, que ha puesto de ejemplo la discriminación entre hombres y mujeres, la violencia de género, el acoso sexual o por razón de sexo en el ámbito laboral y la brecha salarial. Antoñanzas considera que es "fundamental" que hayan "parado millones de trabajadores y trabajadoras" y, por lo tanto, "la pelota está en el tejado" del Gobierno y de los empresarios. "No pueden mirar hacia otro lado; tienen que sentarse a negociar, tienen que poner encima de la mesa leyes contra la discriminación salarial, leyes contra la discriminación que sufrimos las mujeres en el ámbito laboral", ha insistido.

También en declaraciones a Europa Press, la secretaria de Mujeres e Igualdad de CCOO, Elena Blasco, ha dicho que esta jornada es un "día histórico" porque "por primera vez" las mujeres son las protagonistas "y además con un objetivo claro, que es la lucha por la igualdad". Blasco ha remarcado que este 8 de marzo es una "herramienta para visualizar la discriminación, la desigualdad y la violencia machista" que sufren las mujeres en el día a día. "El éxito, además, se tiene que traducir en una respuesta por parte del Gobierno, por parte de los empresarios, que tienen que hacerse responsables, tomar medidas, tienen que actuar con políticas totalmente estables, estructuradas y que, por supuesto, acabe con esta desigualdad y esa discriminación", ha apuntado.

CIENTOS DE ORGANIZACIONES

Tras la primera pancarta, se suceden las de distintas asociaciones y colectivos feministas con sus propias proclamas, como la Igualdad Real que demanda el Movimiento Feminista de Madrid. En este grupo está la Federación de Mujeres Progresistas, cuya presidenta, Yolanda Besteiro, ha celebrado en declaraciones a Europa Press lo que considera "un golpe en la mesa". "Que este golpe encima de la mesa que damos las mujeres, acompañadas de muchos hombres afortunadamente, sirva para marcar un antes y un después y este 8 de marzo pase a la historia de verdad como un punto de inflexión", ha afirmado.

El recorrido previsto pasa por las plazas de Neptuno y Cibeles, donde la cabecera bordeará la estatua de la diosa para enfilar por la Gran Vía, que transitará hasta desembocar en la Plaza de España, donde se ha instalado un escenario para la lectura del manifiesto.

MILES DE PERSONAS EN LA MANIFESTACIÓN DE BARCELONA

Miles de personas, la mayoría mujeres, se han congreado este jueves en el cruce entre la avenida Diagonal y paseo de Gràcia para iniciar la manifestación convocada por el Día de Mujer, que ha arrancado pasadas las 18.30 horas. La manifestación, bajo el lema 'Nos paramos para cambiarlo todo', recorrerá las calles hasta la plaza Catalunya, para clamar contra las violencias machistas y las discriminaciones de género, en una marcha enmarcada en el paro internacional y la huelga laboral, de cuidados, estudiantil y de consumo.

La cabecera está formada por mujeres del movimiento feminista y de comisiones de barrios, pueblos y sectores, seguida por un espacio mixto con representantes de movimientos sociales, sindicatos, plataformas, partidos políticos y ciudadanía.

Las manifestantes, entre las que hay mujeres de todas las edades, abuelas, muchas madres con sus hijas y escolares, desfilan coreando gritos como: "¡Visca, visca la lluita feminista!" o "Sin las mujeres no hay revolución".

Un numeroso colectivo de camareras de hoteles participan también en el acto y corean cánticos como: "¡Por un euro y medio, que limpie el hotelero!".

Marta Padrós, representante del movimiento que ha organizado la huelga feminista de hoy, ha declarado a Efe que han tenido que comenzar la manifestación 15 minutos antes de lo previsto "porque el paseo de Gràcia estaba desbordado". Además del paseo de Gràcia, otras calles adyacentes también están abarrotadas "y hay más gente que nunca", ha señalado Padrós, que ha valorado positivamente la jornada de huelga porque "ha servido para visibilizar a la mujer trabajadora".

MAREA VIOLETA EN EL CENTRO DE VALENCIA

Una multitudinaria marea violeta recorre el centro de València con una cabecera multicultural formada por varias mujeres --entre ellas algunas de religión musulmana-- y de diferentes nacionalidades encabeza esta marcha, que ha arrancado al grito de 'Mujeres unidas, jamás serán vencidas'.

La manifestación ha arrancado algo más tarde de lo que estaba previsto, sobre las 18.15 horas, debido a la gran cantidad de gente concentrada en el Parterre de València. Una 'perfomance' de un abrazo conjunto de mujeres ha dado el pistoletazo de salida a esta marcha, que ha partido con un alegato: 'Miradnos, somos la luz de nuestra propia sombra'.

Bajo el lema de cabecera 'Si les dones parem, s'atura el món', al hilo de la huelga, los paros y las marchas en el resto de España, la manifestación recorre el centro de València en dos bloques: uno de mujeres y otro mixto con hombres, en el que se integra la pancarta de la Generalitat Valenciana, portada por el 'president' Ximo Puig, entre otras autoridades.

A lo largo de esta multitudinaria manifestación --los convocantes esperan una asistencia de alrededor de 100.000 personas--, se reparten numerosas pancartas, con lemas como 'Somos el grito de las que no tienen voz'; 'Os ofende más una mujer libre que asesinada'; 'Si tocan a una, nos tocan a todas', o 'No queremos poder sobre el hombre, lo queremos sobre nosotras mismas'. La marea recorre las céntricas calles de la capital valenciana acompañada por batucadas, 'muixerangues' y globos violetas, mientras que numerosas manifestantes lucen pintado en sus rostros el símbolo de la mujer.

El manifiesto unitario de este 8 de Marzo celebra la "alianza" de las mujeres y advierte que "queda mucho por hacer" hasta alcanzar la igualdad entre mujeres y hombres. A partir de la identidad múltiple de las mujeres, lanza un grito de "basta" a agresiones, humillaciones, marginaciones, exclusiones y violencias machistas y un alegato a la libertad: "Somos payas, gitanas, migradas y racionalizadas y nos sabemos lesbianas, trans, bisexuales, inter queer y hetero". También son "las que no están: las asesinadas, las presas".