Inicio España Comienza la operación especial de tráfico en la segunda quincena de julio

Comienza la operación especial de tráfico en la segunda quincena de julio

82
0
Compartir


Tras el atentado de Niza la seguridad se ha incrementado especialmente en los aeropuertos y estaciones de tren. Y en Madrid los viajeros que comienzan sus vacaciones ya lo están notando.

En esta segunda quincena de julio aumenta el tránsito en las terminales, ya que muchos comienzan hoy sus vacaciones de verano. Por este motivo se prevé también un nuevo éxodo por carretera hasta los lugares turísticos de costa a partir de esta tarde de viernes.

La Dirección General de Tráfico (DGT) ha reforzado la vigilancia en las carreteras durante este próximo fin de semana, continuando así con la campaña especial de verano que se puso en marcha el pasado 1 de julio al producirse un incremento de los desplazamientos en carretera en fechas estivales. Además, Tráfico llevará a cabo hasta el 17 de julio, los controles relacionados con las condiciones de los vehículos.

MÁS RADARES

Para el periodo que comprende estos meses de julio y agosto, la DGT ha previsto que circulen hasta 84 millones de coches por las carreteras españoles, un 3,5 por ciento más que el año pasado.

Dentro de este operativo especial de verano se ha puesto en marcha la nueva señalización en los ‘marcados’ como 300 tramos de vía secundaria más peligrosos del país (excluyendo Cataluña y País Vasco). En estas vías, los usuarios se encontrarán con una señalización vertical de color naranja que advierte de la intensificación de vigilancia por radar, que se encontrará en algún punto de ese tramo.

Entre las nuevas medidas tomadas por la DGT en este periodo estival, se encuentran también 60 cinemómetros ligeros que funcionan con base en un trípode y que podrán usar los agentes de la Agrupación General de Tráfico que prestan servicio en motocicleta.

Además, permiten múltiples ubicaciones posibilitando la realización de controles en múltiples emplazamientos a lo largo del servicio e incrementar la vigilancia en aquellos tramos donde se observa elevada accidentalidad y excesos de velocidad.